A Margarita Robleda

Escritora de libros infantiles, y más que eso, una bellísima persona. Lleno el año pasado la clase de alegría con sus metáforas, con sus pequeños cuentos y adivinanzas. Aquí os dejo su dirección:
http://www.margaritarobleda.blogspot.com/ … y algo más, un comentario que la escribi hace tiempo. Quizás así vivais un poco más de cerca este recuerdo.

¡WUAUUUUUUU! y me convertí en perro.¡ Sí! fui una de las alumnas que cambió sus ojos por platos para llenarse del delicioso manjar que es la vitalidad que nos transmitiste. Sí, me pareció deliciosa tu conversación y no era más que este articulo no estuviera a su altura. Te contaré un secreto Margarita, yo no soy ranita, soy una ardilla que se queda embobada en las alturas viendo las pocas personas que pasean felices por los parques, ¡¿ pero cuándo nos daremos cuenta de lo que tenemos a nuestro lado!? solo nos fijamos en lo malo, ¿no es cierto?

Fan de Amelie, soy de las que persiguen los detalles, que son la esencia de la vida… ¡¿qué es de ella sin una sonrisa, una mirada…esas pequeñas cosas que pasan tan inadvertido?! Soy una esponja que se llena de gotitas que va conociendo por el camino. Tan fuerte cuando se empapa, tan frágil cuando la vacían.

Te hice una pregunta: «¿Qué pasa si intentas ver las cosas, aunque sean muy difíciles, posibles?¿no es verdad que mucha gente te dice que tires la toalla?» Estando tan sola de monitora ya escuche esto más de una vez «déjalo, el niño es así», «él entiende por castigos», imagínate cuando sea «profesora-novata» llena de ilusión por la enseñanza. Me regalaste una respuesta, una frase que guardo como oro en paño y que en tan solo unos meses ya varias veces he mencionado: «Aunque la carrera sea díficil, aunque esté llena de obstáculos… lo último que tienes que olvidar es la meta»

Yo te regalo un ladrido de perro ¡WUAUUUUUUU! y si tú me permites, un dibujo sobre el cuento que tu prefieras. Sería un honor dedicarte uno.

Posted in Pedagogía, Reflexiones and tagged .

One Comment

  1. Hola, ola… desde el otro lado del charco: desde México.
    Me llena de alegría ver que las semillas florecen y dan fruto. Me encanta que sigas con ese ánimo haciendo tu parte para zurcir la esperanza de muchos niños y niñas que necesitan de maestras como tu: comprometidas, alegres, divertidas, curiosas, dispuestas a seguir buscando, creciendo.
    Te mando un abrazo grandote y cariñoso.
    Margarita

Responder a Margarita Robleda Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>