Ciudadana de ninguna parte

[traducción del texto que he escrito en: https://magisterincrisis.wordpress.com/2017/03/29/finding-my-way/ ]

 

Todo el mundo está hablando sobre el Brexit. ¿Cuál es mi opinión al respecto? ¿Cómo me está afectando? Para responder tengo que echar la vista atrás, mirar en mi pasado.

¿De dónde eres? A lo largo de tu vida preguntas y respondes esta cuestión un montón de veces. Para mí, esta pregunta era más difícil de lo que parece. Sinceramente esto dejó de ser así a los 18, cuando tenía una respuesta más sólida. ¿Por qué era difícil para mí? Porque durante muchos años no me sentí de ninguna parte.

Durante muchos años no me sentí de ninguna parte.

El motivo de esto, quizás sea algo largo… Nací en los Países Bajos. Mi abuelo fue uno de los tantos que emigró en los años 60 por la crisis económica de España. Toda mi familia paterna vive allí desde entonces. Mis padres son andaluces así que cuando nací decidieron darme la nacionalidad española (ya que en ese momento no estaba permitido en Holanda tener doble nacionalidad).

Un día después de mi sexto cumpleaños volvimos a España. Cuando los profesores me preguntaban sobre mi nacionalidad, yo no sabía qué decir. Muchas personas no entendían que no fuera holandesa cuando había pasado toda mi vida hasta entonces en Holanda. Por otra parte, me pasa algo extraño cuando estoy en una conversación distendida, ¡a veces tengo acento andaluz! De locos. Supongo que mi cabeza de algún modo ha integrado este acento de haberlo escuchado a mis padres. Después de ir varias veces a Andalucía, tengo que reconocer que hay algo de ella que me atrae.

Cuando era pequeña, recuerdo que me encantaba los días nublados y lluviosos porque me daban nostalgia. Este tipo de días me hacían transportarme a los Países Bajos y a veces me venía algún recuerdo de la infancia.

Mi padre me ha dicho mil veces que si has sido emigrante alguna vez, siempre echas de menos algún lugar. Con decirte que sólo llevo un par de meses en Londres y sé con seguridad que lo echaré de menos cuando me marche.

En los medios de comunicación españoles están hablando mucho sobre el Brexit: consecuencias y posibles problemas que pueden suceder en el futuro. Creo fervientemente que los políticos españoles son los menos indicados para hablar sobre el tema. Ellos han estado aprobando un montón de medidas que han conllevado que infinidad de compatriotas hayan dejado el país. Ellos no son los más cualificados para opinar sobre política nacional o internacional, ¿no?

Mi país, el mismo que me ha hecho dejarlo para buscar un futuro mejor, quiere hablar sobre políticas de migración, ¿de verdad? Y mientras, viviendo en Londres, pienso en qué medida puede afectarme el Brexit. A veces me siento ciudadana de ninguna parte.

Y mientras todas estas cosas están pasando, tú tienes que hacer tu camino. Al final, tienes que mirar por tus propios intereses. Así como hacen los gobiernos europeos… aunque en muchas ocasiones estos intereses no sean los mismos que los de sus ciudadanos.

Posted in Brexit, Reflexiones.

One Comment

  1. Pingback: Finding my way – Magister in crisis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>